Cómo exprimir Valencia en 48 horas

    Foto: Greenkire (Instagram)
    Te proponemos un plan para un fin de semana de lo más completo en Valencia.

    La gente de Valencia decimos que la ciudad tiene el tamaño perfecto. ¿Por qué? Porque puedes recorrer el centro a pie en apenas 20 minutos, o porque las distancias entre barrios no son tan largas como en otras ciudades. Aunque roza el millón de habitantes, no sientes agobio como en Madrid o Barcelona, y eso es un gran punto a favor, sobre todo en las horas punta. Detalles de los que también nos damos cuenta cuando alguien viene de vista y hacemos la típica ruta turística.

    Puede ser ese tu caso, que quieras redescubrir tu ciudad, o que estés leyendo esto porque tienes pensado recorrer Valencia un fin de semana. Sea cual sea tu intención, hemos elaborado un plan de 48 horas para poder visitar Valencia sin perderte nada.

    Sábado por la mañana

    Pongamos como punto de partida de la ruta la Estación del Norte. Verla por dentro es toda una delicia para sentidos. Aquí te explicamos el porqué. A partir de ahí, podemos caminar hacia la Plaza del Ayuntamiento y entrar en el consistorio, desde el que podremos salir al balcón para ver la plaza desde arriba.

    Foto: Henrique Ferreira
    Foto: Henrique Ferreira

    Después, calle San Vicente para arriba hasta llegar la Plaza de la Reina. Entramos en el casco histórico. Aquí podrás ver la Catedral de Valencia, la Plaza Redonda, el Mercat Central, el Palau de la Generalitat y las Torres de Serranos y Quart. Lo mejor es caminar y perderse por las callejuelas de Ciutat Vella.

    Como después de tanto caminar seguro que te entran las ganas de comer, te proponemos varios sitios alternativos por la zona. El primero es la Creperie Bretonne Annaick (C/Bordadores, 6) con sus crêpes salados ideales para una comida rápida y ligera. El local da una imagen surrealista al entrar, con un autobús londinense en su interior que utilizan como cocina. Si no te convence, puedes probar un sitio habitual de menú como es María Mandiles (Plaça de Manises, 2), rodeados de mantas de ganchillo. Comida típica de abuela que nunca falla.

    Sábado por la tarde

    Tras una mañana intensa, ahora toca un poco más de relax. Por eso las zonas que ahora te proponemos son más hipster, trendy o como queramos llamarlas. La primera opción es el barrio de Ruzafa, reino de todo lo alternativo. Modernidad, pero sin perder la esencia de barrio.

    La alternativa es recorrer las calles Colón y Jorge Juan, así como La Paz y El Parterre para aprovechar y hacer algunas compras en las mejores tiendas de Valencia.

    Foto: rooms4valencia
    Foto: rooms4valencia

    Para cenar, la propuesta que te hacemos es Miss Sushi (Plaça de Cánovas del Castillo, 9), uno de los japoneses de moda en la ciudad. Tienes un menú para dos personas para ponerte de sushi hasta arriba por 45 euros. Lo puedes conseguir haciendo clic en este enlace.

    Domingo por la mañana

    Recargamos pilas para una mañana por el antiguo cauce del río Túria. La mejor opción es alquilar una bicicleta para recorrer los distintos tramos del río. Es el plan favorito de todo valenciano en un fin de semana. Podemos contemplar los diversos jardines que lo componen, el parque Gulliver o el Palau de la Música hasta llegar a la Ciudad de las Artes y las Ciencias. Por el camino atravesaremos una infinidad de puentes y otros puntos de interés.

    Foto: aleksandrafras (Instagram)
    Foto: aleksandrafras (Instagram)

    Para redondear lo típico que puede parecer este plan, haz una paradita en uno de los bares de Alameda para un esmorzar. La Pérgola es el más conocido, pero a lo largo del camino siempre puedes encontrar otros. Con un bocadillo de esos vas a ir bien servido.

    Domingo por la tarde

    Y ahora es cuando dices, “Pero si domingo por la tarde no hay anda abierto”. Tranquila, hay cosas que hacer. La zona del puerto es ideal para pasear por la tarde. El antiguo trazado de la Fórmula 1, el edificio del Reloj, los tinglados, la dársena con sus bares de copas… Hay varias alternativas, y para verlas todas, mejor una bici.

    Foto: Pasitoslaia (Instagram)
    Foto: Pasitoslaia (Instagram)

    Cerca está también el barrio de El Cabanyal. Su esencia a pueblo lo convierte en uno de los barrios más especiales. Tiene los bares de siempre, pero están empezando a surgir lugares alternativos que comienzan a marcar tendencia, como es el caso del centro cultural de la Fábrica de Hielo (Carrer de Pavia, 37). Este puede ser un buen broche final a tu fin de semana, con música y una cervecita en uno de los múltiples eventos que organizan cada semana.

    Foto de portada: @greenkire (Instagram)

    Con la colaboración de Fever.

    Tags:

    • Show Comments

    Your email address will not be published. Required fields are marked *

    comment *

    • name *

    • email *

    • website *

    Ads

    You May Also Like